Cómo elegir nutricionista

Cómo elegir nutricionista

Existen muchas personas, muchas veces por no saber, que lo que hacen es poner la alimentación en manos de profesionales sin cualificación, lo que es bastante arriesgado para la salud. Los expertos nutricionistas de feedbiota.com creen que es vital saber qué es necesario tener en cuenta para hacer una buena elección.

Vamos a saber más sobre el tema:

Búsqueda de profesionales con la titulación adecuada

Los dietistas nutriconistas tienen que contar con diplomatura o grado universitario. Uno de los consejos es ver que está colegiado el profesional. Existen colegios profesionales, por lo que es fácil ver si están colegiados.

Lo consulta primera necesita un tiempo determinado

En el caso de que el nutricionista al que acudas te despache rápido en su primera cita, piensa mal. La primera vez que vayas a consulta debe durar entre tres cuartos de hora o una hora. El profesional tiene que ir recabando la totalidad de información sobre la salud de la persona que precisa sus servicios.

De igual forma debe conocer la alimentación que tienes, lo que va a ser necesario para poder tener una pauta de forma personal, con la historia clínica y nutricional, así como completar varias encuestas y la valoración de carácter antropométrico o de la composición del cuerpo.

No a las prisas y realismo en los objetivos

Cuando nos prometan bajadas de peso rápidas, lo mejor es no fiarse. Se debe ir reduciendo peso gradualmente y los riesgos que prometen resultados con rapidez no merecen la pena. Realismo, ante todo.

No existen los productos “milagro”

Muchas veces son sustitutos de comidas los que dicen que serán el remedio de nuestros problemas, pero no solo no funcionan, pueden causar graves problemas de salud.

 Tu pauta en la primera consulta

En el caso de que después de una primera consulta tengas una dieta, a buen seguro no es posible que sea personalizada. Si que te pueden dar consejos generales, pero poco más.

Existen profesionales que dan al paciente dientes básicas, las cuales no se van a ajustar a lo que necesite el paciente. Para ello es preciso saber los hábitos, gustos y necesidades, ya que no es solo imponer una dieta, sino cambiar las costumbres que no son las adecuadas.

Importante hacer un seguimiento

El profesional que te siga en este proceso deberá valorar los progresos que hagas y hará cambios en la pauta de tal forma que logres lo que estás buscando conseguir. No olvidemos que el nutricionista debe pensar en la alimentación, sí, pero también en tu estado de ánimo y el momento por el que estés viviendo.

Costumbres y hábitos, primero que la báscula

Mientras se realiza el seguimiento, los profesionales deben ir enseñándote a que lleves una alimentación sana y consciente, puesto que el objetivo es poder gestionar la alimentación por tus propios medios. En este proceso, el nutricionista se ceñirá más en las modificaciones de hábitos que en las cifras de peso en la báscula.

Busca especialista, dependiendo de lo que busques

En el caso de que seas deportista y lo que busques sea mejor el rendimiento, lo mejor es optar por un especialista en el campo de la nutrición de carácter deportivo. Si deseas empezar con una dieta vegetariana, lo mejor es buscar un profesional especializado en esta clase de alimentación.

Si tu patología es digestiva y buscas una pauta concreta, lo mejor es buscar un profesional que se encuentre formado en esto.

Hay que tener claro que los nutricionistas no pueden estar especializados en todo, por lo que lo mejor es uno que responda según la formación que tenga.

Deberá escuchar

Nunca hay que olvidar que cuando se quiera establecer una pauta de tipo personalizado, es importante que los profesionales te escuchen debidamente, sabiendo desde que punto empiezas, los gustos que tienes, miedos, horarios o los problemas que se te presentan.

La confianza

Este punto es el último, pero no por ello es el menos importante, incluso podríamos decir que es el que más importancia tiene. Sin la debida confianza, donde la persona esté cómoda para ir preguntando las preguntas que tengas sobre el tratamiento, no se puede cimentar nada bueno.

Una vez dicho esto, ahora te toca a ti ponerte mano a la obra y buscar a un especialista en nutrición que pueda ir pasando contigo todos los pasos necesarios para que vayas haciendo esos cambios en tu vida que seguro te harán sentirte mucho mejor.

Nadie dice que no vayas a tener que estar concienciado y sufrir un poquito, pero es necesario hacer unos cambios para encontrar la mejor versión de ti mismo.